¡Alerta! Desconexión inminente de emociones

desconectar-emociones

Las experiencias que vivimos a lo largo de nuestra vida nos marcan, nos forman y hasta determinan nuestra futura personalidad. Pero además, tienen una peligrosa facultada que a veces las personas ignoramos: La de conseguir que desconectes de tus emociones.

Esta desconexión de la que hoy te hablo, suele tener su origen en una mala experiencia. Como casi todas las que consiguen que alrededor del pequeño músculo corazón, se levanten murallas infranqueable.

Experiencias traumática que consiguen que tu personalidad se endurezca hasta limites antes insospechados. Experiencias que suelen tener su origen en decepciones familiares, laborales o como no, interpersonales. En definitiva, personas en las que un día depositamos toda nuestra confianza y nos fallaron desde el punto de vista emocional y sentimental.

Desconectar de las emociones

Tras este tipo de experiencias dolorosas viene un periodo de adaptación y aceptación. Te adaptas a la nueva situación y aceptas lo sucedido como parte de la vida. Y es en este punto cuando todo parece que vuelve a la normalidad, pero en realidad no es así. Porque aunque no seas  consciente de ello, has desconectado de tus emociones como autodefensa para no volver a sufrir nunca más de una forma similar.

Arma de doble filo.

Si bien es cierto que puede ayudarte en ciertas tesituras desagradables para afrontar las mismas desde la experiencia y de este modo desensibilizar ciertas situaciones violentas, también puede afectar a las relaciones interpersonales que mantienes con otras personas. Ya que de la misma manera no sentirás cuando tienes que hacerlo. Y eso, es un problema que hay que solucionar.

Tal es así que conozco personas que tras sufrir una gran decepción sentimental, han sido capaces de mantener multitud de relaciones sexuales con diferentes personas pero no de implicarse emocionalmente en una relación sentimental. 

¿Cómo volver a conectar con las emociones?

Ante este tipo de casos donde son las emociones son el eje principal del problema, siempre aconsejo lo mismo: Ponerse en manos de un buen profesional.

Lo que hoy te sucede a ti, le ha sucedido mucho antes a otras personas. Y lo que es más importante aún, se ha estudiado y se han establecido una pautas a seguir como herramientas personales para volver a conectar con las olvidadas emociones. 

Si eres de esas personas que creen que acudir a un psicólogo es una perdida de tiempo o has tenido una mala experiencia con algún profesional, te recuerdo que una mala praxis no define a todo un colectivo.

Aún así, te voy decir algo que yo personalmente he descubierto a lo largo de los años y como no, de las experiencias: Que una persona o personas te hayan fallado en un momento de la vida, no quiere decir que todas lo vayan hacer. Afortunadamente somos millones de personas y algunas de ellas, todavía tenemos y mantenemos principios y valores por los que merece la pena apostar.

Carlos Ramajo para –MiFaDeLoSu

TIENDA DE BOTELLAS

Mi Fábrica de (los) Sueños comenzó como un sencillo blog de desarrollo personal donde compartir experiencias a modo de reflexiones era la tónica habitual.

Además en él, se comparte otra afición a parte de la escritura y la reflexiva: El buceo recreativo. Y justamente practicando esta apasionante y emocionante actividad hemos sido conscientes del problema tan grave que están generando los envases plásticos de un solo uso. Y como no de la necesidad de terminar con el empleo de los mismos.

Ya que estos están perjudicando a nuestra salud, la del resto de seres vivos y la del propio planeta. Por ello hemos decidido realizar nuestra pequeña aportación creando un producto sostenible y poniéndolo a la venta en nuestras propias páginas webs (www.mifadelosu.com o www.mifabricadelosueños.com).

Botella reutilizable

El producto en cuestión se trata de una botella termo de acero inoxidable de doble pared con mensaje positivo.

Entra en nuestra página web y descubre los diferentes modelos, tamaños y frases existentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *